¿Te has preguntado alguna vez cuántas empresas tienen tus datos personales?

Ordinador i dades. Fotografia d'Austin Distel a Unsplash.

Más allá de las compañías de servicios básicos como la telefonía, el gas, la luz o el agua: ¿Te has preguntado qué sabe de ti tu banco? ¿Sería muy descabellado que te hiciera una oferta de cualquier producto financiero, como un seguro, teniendo en cuenta tus hábitos de consumo?

¿Y si miramos el móvil? Detrás de cada aplicación hay una empresa, que seguro que aprovecha los datos que recoge como la ubicación, los vídeos que miras, las webs que visitas, los correos que envías, la gente que sigues, … para obtener información sobre tú. En muchos casos, el hecho de obtener información sobre el usuario es el único objetivo de la empresa.

Algunos de estos datos están a la venta y aseguradoras, empresas de telemarketing, partidos políticos u otras entidades les puede interesar comprarlas para usarlas para sus propios intereses.

Esto puede situar a los usuarios en un punto de indefensión. Es por ello que desde la OCUC queremos recordar los derechos que estos tienen y que recoge la agencia catalana del consumo:

 

  • Derecho de acceso. Cuando una empresa o una persona tiene tus datos, tienes derecho acceder y solicitar información sobre su origen, tratamiento y finalidad.
  • Derecho de rectificación. El usuario también tendrá derecho a modificar o actualizar sus datos.
  • Derecho al olvido o de supresión. Cuando los datos han dejado de ser necesarios para la finalidad que tenían, el responsable del fichero debe eliminarlas. El usuario puede solicitar la eliminación de estas e impedir su difusión en internet.
  • Derecho de oposición. Cuando no sea el necesario el consentimiento para el tratamiento de datos el usuario podrá oponerse al tratamiento si hay motivos personales que lo justifiquen. El usuario también podrá oponerse a que sus datos sean tratados con fines publicitarios o comerciales.
  • Derecho a la limitación del tratamiento. Permite al usuario aplicar medidas sobre el tratamiento de sus datos y solicitar al tenedor de estas medidas para, entre otros, evitar su modificación, borrado o supresión.
  • Derecho a la portabilidad de los datos. El usuario debe poder recibir los datos en un formato estructurado y que éstas sean transmitidas a otro responsable si así lo autoriza el usuario.
  • Un mes para responder. Todas las consultas o cuestiones que plantee un usuario al tenedor de sus datos deberán ser resueltas y comunicadas al usuario antes de un mes.

 

Además, si no quieres que tus datos sean utilizados para enviarte publicidad tienes la opción de inscribirte a una lista Robinson, una lista de exclusión en que la gente que forma parte ha manifestado voluntariamente que no quiere recibir publicidad. Esta lista está gestionada por la Asociación Española de Economía Digital.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


3 × cinco =